Legislación sobre el ruido | ¿Existe? ¿Nos protege?

Post Type

¿Legislación sobre el ruido?


Mientras algunos países son algo permisivos con el tema del ruido, en otros hay una legislación estricta y meticulosa, quizás porque son más conscientes de las consecuencias del mismo (estrés, ansiedad, agresividad, falta de concentración…)

Precisamente esta semana en España, con motivo del ruido, se ha conocido un particular caso con final en los tribunales. Grosso modo, se trata de una mujer que se quejaba por los ruidos emitidos por una vecina que tocaba el piano (en su fase de aprendizaje). Parece ser que se tomaron las mediciones oportunas que demostraban que los decibelios generados con el piano superaban lo permitido por ley.

Curiosamente, si te pones a leer la noticia en diferentes medios, compruebas que no pocos de ellos la tratan como si la perjudicada fuese la persona que emitía el ruido, por las estrictas consecuencias legales que puedan caer sobre ella. ¿A qué se debe esta distorsión de la realidad?, ¿por qué de pronto la causante del perjuicio pasa a ser una posible “víctima de la ley”?

Como hemos dicho al principio, en algunos países no sólo estaría claro quién es la perjudicada y quien la causante a ojos de la justicia, sino también de la sociedad, ya que verdaderamente, hay una parte que es la que molesta y otra que es molestada.

Muchas personas creen que en su casa pueden hacer lo que les venga en gana, y es cierto, pero siempre que esas acciones no afecten a otros, momento en el que se vulneran los derechos ajenos. Existe una cierta permisividad entre los propios ciudadanos, gracias a la cual, en determinadas ocasiones, puede haber una música un poco más alta de lo habitual o una cena de amigos que se extiende más de la cuenta… pero no debe ni puede ser algo constante, porque la base de la convivencia es el respeto y para ello hay que pensar en los demás y no sólo en uno mismo.

A pesar de todo, hay muchos que ignoran la ley (lo que no les exime de las consecuencias de su incumplimiento) o simplemente les dan igual los demás y es aquí donde una legislación sólida debe respaldar a los afectados.

Hoy en día ya existen normativas protectoras de ámbito local, regional/autonómico y nacional, en España y en otros muchos países, pero muchas veces, esto es ignorado incluso por los propios afectados. Hay leyes que hacen mención literal al ruido, otras están bajo el paraguas de la conocida como ‘contaminación acústica’, que alberga también otros aspectos a nivel de la calle y de los diferentes emisores de ruidos.

A continuación te dejamos algunos enlaces de ámbito nacional (en España) a modo orientativo, para que veas cómo es posible defenderte, a pesar de que en algunos casos, la ley sea demasiado suave:

Ver enlaces

No lo dudes, si tienes problemas, acude a tu ayuntamiento, a tu comunidad de vecinos para que te facilite información sobre las propias normas comunitarias y si es necesario, apóyate en la legislación regional y nacional. El ruido es causante de muchas tensiones e incluso depresiones y ataques de ansiedad y estrés, algo que lleva consigo otros peligrosos efectos secundarios. ¡Defiéndete!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*