Relajación para embarazadas en unos minutos

Post Type

Si la relajación es importante para cualquier persona y en cualquier momento de sus vidas, para las embarazadas lo es aun más. Durante el embarazo el cuerpo y la mente realizan un trabajo extra y se merecen una pausa, por la madre y por el bebé.

Si estás embarazada o tienes cerca a alguna embarazada, ten en cuenta que un momento para la relajación constituye una ocasión perfecta para disfrutar de un modo más intenso de todo lo que se vive durante el embarazo. No es necesario ningún curso para aprender a relajarse, bastará con dedicarle 5 o 10 minutos al día ¿a qué esperas?

Aprender a relajarse puede ser muy útil en el momento de la dilatación y del parto. Intentar concentrarse únicamente en la respiración, en el momento presente, y sin pensar en el dolor futuro, conllevará a un momento de calma que ayudará a afrontar mejor el nacimiento.

¿Cómo puedes conseguir relajarte?

Cierra los ojos y concéntrate en la respiración, en como el aire entra y sale de tu cuerpo. Poco a poco, imagina cómo la tensión se desliza por los hombros y que, con cada respiración, se aligera cada vez más. Al principio, no te será fácil dejar la mente en blanco, pero si te concentras en la respiración, conseguirás aislarte del mundo exterior. De esta manera, aprenderás a no pensar en nada y a sentirte sólo a ti misma.

¿Cuál es el mejor momento para relajarte?

Es preferible evitar la noche, porque es entonces cuando estamos más cansadas y lo único que nos apetece es dormir. Lo mejor es concederte unos minutos por la mañana, así podrás comenzar el día con la calma y la serenidad que necesitas para afrontar el resto del día.

¿Cuál es el mejor lugar para relajarte?

El lugar ideal es una habitación dónde sepas que nadie te va a molestar y que sea silenciosa. Apaga el móvil y prepárate para relajarte. Puedes poner algo de música de fondo.

Aunque sólo dediques unos minutos al ejercicio de la relajación, cuando termines, te sentirás más tranquila y calmada y afrontarás los problemas diarios de otra manera.


También te puede interesar: YOGA EN EL EMBARAZO

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*